Vida

Maneras prácticas de mostrar gratitud

¿Alguna vez te has dado cuenta de lo fácil que es pedir y lo difícil que a veces resulta ser agradecidos?

Cuando pasamos por momentos difíciles y recibimos la ayuda de alguien, en ocasiones olvidamos retribuir ese gesto. Si bien el apoyo no debería ser interesado, siempre debemos mostrar gratitud con quienes nos auxilian. Al ponernos a pensar en la ayuda que recibimos a diario, nos daremos cuenta que hay personas que siempre están allí para nosotros; no obstante, hay momentos en los que no valoramos. Esto es porque nos hemos acostumbrado a recibir y hemos dejado de reconocer el esfuerzo de los demás.

Para revertir esta situación y demostrar sincera gratitud, puedes hacer lo siguiente:

Di «gracias».

Si estás agradecido con alguien, no te quedes con la gratitud en los labios y díselo. Es importante que los demás sepan que valoras su esfuerzo y sabes corresponder su ayuda. Puedes mostrar tu agradecimiento usando el lenguaje verbal o escrito. Si prefieres, puedes hacerlo público mediante las redes sociales o algún evento.

Ofrece comida.

Si está dentro de tus posibilidades, organiza una pequeña reunión con comida hecha en casa, o salgan a comer fuera. La comida es otra forma con la cual puedes expresar gratitud. Si prestas atención a los detalles sobre sus gustos culinarios, estarás manifestando interés genuino por las otra persona. También puedes aprovechar esa ocasión en dedicarle algunas palabras de agradecimiento y afecto.

Da un regalo.

Si crees que las salidas a comer no son lo tuyo, entonces da un regalo. Averigua cuál es la necesidad más urgente de la otra persona y procura suplirla. Si el costo de esta necesidad es demasiado alto y no puedes pagarlo, tienes la opción de regalar una tarjeta o un pequeño detalle. Lo importante del regalo no es el valor monetario, sino la intención y el sentimiento con que se da.

Regala tu tiempo.

El tiempo es un regalo valioso que demuestra el afecto que se tiene por alguien. En lugar de gastar tu tiempo en cosas triviales, inviértelo con la persona con la que estás agradecido. Incluso si no tienen grandes planes, puedes servirle de compañía y pasar un buen rato. ¡Seguramente, tu presencia animará su día!

Ayuda en lo que haga falta.

Haz algo por la otra persona. Si necesita ayuda para reparar algo en su casa, ofrécete y coopera con él o ella. Si quiere concentrarse para dar un examen importante, sé de utilidad y ayúdale a estudiar o a darle su espacio para que se concentre. Lo que sea que la otra persona requiera, intenta ayudarle y devolverle el favor que alguna vez te hizo.

*Este artículo fue producido para CVCLAVOZ.

Etiquetas

Staff Activavida

Principal revista radio digital que se concentra en todo lo que es la música, eventos, entretenimiento, literatura, vídeos cristianos. Llevar un mensaje de esperanza y dar a conocer lo bueno que ocurre es parte de lo que hacemos. #activavida

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close

Adblock detectado

Por favor, considere apoyarnos mediante la desactivación de su bloqueador de anuncios